RSS

Año Nuevo, Blog ReBueno

Estamos ya casi terminando este 2009 y no quisimos seguir un año más sin antes renovar el rostro de nuestro blog, por ello, nos dimos tiempo toda una tarde para rediseñar nuestro sitio web que a diario recibe más de un centenar de visitas.

Que podemos decir? este fue un año de cosas lindas pero tambien feas, de momentos que reimos juntas y momentos que nos abrazamos para llorar. Sólo hay una cosa que queda, y es, la esperanza de que el 2010 sea un año mucho mejor en todo sentido.

Gracias por sus visitas las cuales han hecho que nuestro sitio supere ya en total las 81,893 visitas y se posiciones como uno de los sitios pro ANA y MIA más principales de la Web.

Desde la distancia les deseamos un feliz recibimiento del 2010 y Dios que nos alumbre para encontrar Su luz que al parecer no está muy lejos de nosotras.

Love,

Ana y Mia Peru

Ana y Mia ¿Perjudiciales?

Vuelve a Empezar


Perdón que las haya tenido tan abandonadas. Cierto que no hemos escrito nada por buen tiempo, pero nunca es tarde para retomar el camino.

Esta mañana me invadió una soledad muy angustiante, y me compartieron este poema que a continuación comparto con uds chicas!

Aunque sientas cansancio,
Aunque el triunfo te abandone,

Aunque el error te lastime,
Aunque un negocio se quiebre,

Aunque una traición te hiera,
Aunque el dolor queme tus ojos,

Aunque una ilusión se apague,
Aunque ignoren tus esfuerzos,

Aunque la ingratitud sea la paga,
Aunque la incomprensión corte tus risas,
Aunque todo parezca nada...

No importa, ¡¡¡vuelve a empezar!!!

...pues tú eres más grande que tus desaciertos y eres más valiosa de lo que te imaginas!

30 consejos que Ana y Mia debe saber

1- Mírate todos los días como un verdadero y único milagro.

2- Recuerda que eres hermosa, aunque muchas veces tengas que ahogar una voz interior que te dice: no, no lo eres. Recuerda que el Cielo te hizo así.

3- Ama profundamente tu identidad única y conoce que lo que haces nunca podrá reproducirse.

4- Tú verdadera belleza saldrá a la luz cuando te ames con sinceridad a ti misma y contribuyas con tu vida por algo mejor para el mundo.

5- Debes confiar en que sí puedes tomar decisiones por ti misma.

6- No le tengas miedo a fracasar o fallar. Recuerda que si nunca fracasas no tendrás la oportunidad de descubrir la fortaleza y el valor que residen en ti.

7- Cuando las cosas no vayan como tu las tenías planeadas, permítete sentirte defraudada pero nunca inferior o ridiculizada.

8- Procura no ponerte a la defensiva cuando seas criticada o se te llame la atención por algo que esta mal.

9- No pierdas tu tiempo pensando si eres lo suficientemente buena para esta o aquella tarea. Haz lo mejor que puedas hacer y siéntete satisfecha.

10- Ese pensamiento que te hace pensar que no puedes pasar una materia, aprender un instrumento o conquistar un paso de baile, ¡Elimínalo!

11- Nunca pienses que tu valor radica en tu belleza o títulos. Si has perdido tu trabajo no permitas que te haga sentir que eres una fracasada. Trabaja en recuperarte emocionalmente cuanto antes y sigue adelante.

12- Si en tu lugar de trabajo te hacen la vida de cuadritos por algún motivo, no dejes que nazca la maleza de la inseguridad.

13- Si aspiras a un puesto mejor dentro de tu organización y no aplicas porque no sientes que puedes ser elegida, date cuenta que tú misma te bloqueas. Actúa sin temor.

14- Si fuiste a una entrevista de empleo y no lo conseguiste no pienses que es el fin del mundo. Recrea en tu mente el proceso y descubre en dónde pudiste haber fallado.

15- Si las modelos que ves en la revistas te inquietan, por ser el prototipo de la mujer de hoy, no las mires más.

16- Si tuviste alguna experiencia traumática de niña que te dejó con la seguridad de ser fea, gorda, o poco inteligente, identifica eso que te molesta y trabaja diligentemente para sanar tu trauma.

17- Si has identificado que te inhibes o retraes en situaciones sociales diversas, rétate a ti misma a comportarte de la manera opuesta.

18- No temas a los cambios, confía que estos siempre serán para beneficio del desarrollo de tu personalidad.

19- Si te comparas constantemente con alguien, empieza a observar un poco más tus propios logros.

20- Si piensas que la suerte no está de tu lado porque tuviste una niñez dolorosa, es hora de que lo superes. La fuerza del espíritu humano puede todo.

21- Pensar bien sobre ti misma quiere decir aceptar el regalo de la vida que Dios te dio al crearte. Agradécelo.

22- Cuando hagas algo mal no te insultes con expresiones como tonta o inútil. El inconsciente tiene una capacidad enorme para creérselo. Corrígete.

23- Si quien te gusta no se fija en ti no pienses que es porque no eres suficientemente atractiva. Algo mejor te espera. Sé paciente.

24- ¿No te ríes de tus propios errores? Aprende a hacerlo y verás qué gran libertad sientes.

25- Es bueno estar rodeada de gente que te aprecie y respete, pero si alguna vez no lo hacen no pienses que eso disminuye tu valor.

26- Tu cuerpo es el instrumento para la acción. Respétalo y cuídalo.

27- Maya Angelo la escritora afroamericana, tuvo la más cruel de las infancias. Lo superó escribiendo. Sus libros son muy populares.

28- Hay un tipo de hambre más fuerte que la de pan. Es el hambre por amor, solía decir la Madre Teresa. Ama quien eres para poder darlo a cantaradas y sin complejos.

29- La primera responsabilidad del ser humano, expresaba Henry Winkler, es darse la mano el mismo. Hazlo.

30- Amigas, cada persona ha tenido o tendrá que tener alguna experiencia dolorosa en su pasado o futuro, pero es a través de ellas como vas desarrollando tu personalidad y conquistando un corazón grande para amar. Recuerda siempre que tu dignidad y valor no proceden de todo lo material que te rodea, la belleza que tengas, lo popular que seas o lo alto que hayas llegado en tu carrera. Recuerda queres, muy, pero muy especial y por eso eres como ninguna otra obra de arte en toda la creación. ¡TÚ VALES!

Un agradecimiento especial a Magnolia, por el post.

¿Te gusta que se noten tus huesos?

Una cancion para Ana y Mia (video)

Les comparto esta canción, GUARDA TU CORAZON, la compuso e interpretó un amigo en un concurso de karaoke en una universidad de la ciudad, escuchen las letras, estoy segura que marcará sus vidas como lo hizo con la mía. (Espero sus comentarios).

¿Ya saben tus padres?

Ana y Mia se incrementaron en Perú 20 veces en ultimos 10 años

La enfermedad que antes acechaba solo a los sectores económicos más acomodados se ha extendido hoy hacia sectores populares y emergentes.

-------------------*/

Ni siquiera así, sentadas como están, formando un círculo perfecto, con las manos escondidas entre las piernas, logran disimular su extrema y perturbadora delgadez. La imagen que se percibe en este ambiente —demasiado grande, demasiado funcional— del hospital de salud mental Honorio Delgado-Hideyo Noguchi —donde ellas se reúnen todos los jueves para enfrentar sus trastornos alimenticios— solo acentúa los huesos de sus brazos, la palidez de sus rostros, los pómulos salientes y unos ojos perdidos que miran sin estar mirando. Son las diez de la mañana de un caluroso jueves de mayo en Los Olivos, pero ellas se encogen de frío. Dicen que la anorexia les baja la presión, la gélida Ana la llaman.

Todos los jueves —ataviadas de ropa holgada y casacas— 25 adolescentes llegan con sus padres a la terapia de grupo que dirige el médico psiquiatra Rolando Pomalima, el único programa en su tipo que brinda el Estado.

Se separan dos bloques de pacientes y se intercambian a los padres. “Ellas no pueden estar al costado de sus progenitores porque podrían manipular las sesiones. Se busca que padres e hijas sinceren sus sentimientos y se escuchen”, explica Pomalima, quien ya lleva más de 10 años atendiéndolos. Sin ambas partes el tratamiento no funcionaría. Enfrentar la anorexia y la bulimia requiere siempre de años de paciencia familiar.

El psiquiatra le cuenta al grupo que hoy una periodista participará en la reunión, les pregunta si están de acuerdo o si tienen algún comentario. Nadie dice nada, salvo Alejandra, la menuda adolescente de 14 años que durante las dos horas siguientes no dejará de hablar: “Usted habló de la manipulación y yo quería decirle que sí reconozco que manipulo a mi mamá, pero quisiera que ella se diera cuenta y no se dejara manipular por mí, que sea más fuerte que yo y que no me deje ir al baño después de comer”, dice ignorando la pregunta del doctor.

Las duras palabras de Alejandra no afectan al grupo. Todas reconocen que manipulan a sus padres con el llanto. Les aseguran que comerán, que no volverán a vomitar, que podrán controlarlo, pero no es cierto. “Ellas mienten con muchísima facilidad”, dice Diana Pacheco, doctora de Abint, clínica especializada en trastornos alimenticios.

Alejandra tiene bulimia nerviosa, ese trastorno que le produce unas incontrolables ganas de comer en exceso para luego vomitar de rabia creyendo que engordará si no lo hace. A sus 14 años ya ha pasado antes por cuadros de anorexia. Debe pesar no más de 30 kilos. “No hay una anoréxica pura o una bulímica pura, muchas pasan continuamente por ambas etapas”, explica el psiquiatra del Honorio Delgado.

Vomita todo lo que come hace más de un año. Al inicio fue muy fácil ocultar lo que hacía. Sus padres trabajan y ella, sola en casa, decidía no comer. Cuando los huesos comenzaron a asomar en los escotes y el cabello se le empezó a caer, su familia entendió que algo andaba mal, pero nunca imaginó que se trataba de este desorden. Jamás algún miembro de la familia lo había padecido.

En los últimos 10 años el número de casos con estos trastornos se ha incrementado 20 veces. De los cinco casos que el Honorio Delgado reportó en 1996, el año pasado llegó a 100. La enfermedad que antes acechaba solo a los sectores económicos más acomodados se ha extendido hoy hacia sectores populares y emergentes.

Al consultorio de Abint han llegado incluso cuadros clínicos de niñas de 6 y 7 años. “Es un tema serio, ahora estamos tratando a una menor de 11 años”, cuenta Diana Pacheco. Los psiquiatras concluyen: en una sociedad que le rinde culto a la delgadez es difícil que una jovencita concilie los halagos que recibe cuando baja de peso y su drama personal a la hora de conseguirlos. “Yo ya estaba enferma cuando los chicos comenzaron a piropearme más en la calle”, confiesa Annie. Anoréxica sin tratamiento.

CAROLA NO PUEDE MÁS
Se llaman princesas de porcelana, pero su fragilidad las asemeja al cristal. Tienen entre 9 y 15 años y sus pesos, en varios casos, apenas duplican la cifra de sus edades. El hambre las consume. (“No es que no tengan hambre, tienen mucha, pero se resisten a comer”, dice el médico del hospital). En su vertiginosa y perversa carrera contra las calorías, las anoréxicas se vuelven retraídas, inseguras y poco tolerantes a la frustración. Las bulímicas, en cambio, desarrollan conductas impulsivas, se vuelven extrovertidas y propensas a consumir drogas.

La anorexia está devorando a Carola. Durante toda la sesión en el hospital apenas se ha movido. Ha respondido con monosílabos —como golpes suaves y secos— las preguntas del doctor. “Cuando te das cuenta de que estás enferma, quieres cambiar y ya no puedes”. No dice más. Es la más delgada de todas. Su peso quiebra aún más el desasosiego de los padres presentes. “Cada día la veo más delgada, ¡tienen que hacer algo!”, dice una madre con lágrimas de impotencia. Carola tiene desnutrición severa. Su trastorno lucha contra toda razón y contra su cuerpo.

EL CÍRCULO DE LA MUERTE
¿Te gusta que se noten tus huesitos? ¿Cuál?
La clavícula 21%
Los de la cadera 61%
Los de la espalda 5%
Las costillas 11%
Total de participantes: 4.413

La pregunta causa escalofríos. La lanzó el año pasado una de esas tantas páginas web difíciles de controlar en Internet que difunden lo que en la práctica es una forma de lánguido suicidio.

Las anoréxicas distorsionan la realidad. Nunca creen estar demasiado flacas. Se proponen primero bajar a 50, luego a 40, después a 30. Una vez a la mitad del macabro viaje difícilmente hay marcha atrás. Alejandra dijo varias veces durante la terapia que no le gustaba que su madre le hiciera comer tanto porque “la barriga se le hinchaba”. Y no era cierto. Mientras más bajan de peso más gordas se perciben. “Los huesos definen quiénes somos realmente, deja que se vean”, escribió la argentina Cielo Latini cuando la atormentaba la anorexia, una frase que recogió después en su libro “Abzurdah”.

Las imágenes de unas cadavéricas Lindsay Lohan y las hermanas Olsen adornan el dormitorio de Annie. La adolescente de 15 años asistió una vez al tratamiento en una clínica privada, pero no volvió más: “Si voy a morir, por lo menos que me vean delgada en la tumba”. El trastorno psicológico no solo distorsiona la realidad, también las extrae de esta.

El doctor Pomalima recuerda el caso de una paciente que abandonó el tratamiento y que un par de años más tarde murió de un paro cardíaco. Por eso reconoce el esfuerzo de las adolescentes que asisten a estas sesiones.

- Ustedes dicen que manipulan, ¿qué creen que deben hacer sus padres?

- “Tienen que tener más carácter. ¿Creen que queremos morir? Claro que no. No nos dejen morir”, dice Alejandra.

Por Nelly Luna Amancio

Dietas bajas en carbohidratos

Las dietas no es dejar de comer, es comer sanamente, lo equilibrado, alimentos ricos en proteinas, vitaminas, minerales y carbohidratos necesarios.

Dietas y Ejercicios

Muchos afirman que seguir dietas con pocos carbohidratos funciona de maravilla y ha tenido mucho auge en esta última década, incluso supermercados y restaurantes ofrecen estas opciones.

Régimen estricto

El régimen consiste en disminuir al máximo el consumo de carbohidratos como son los panes, pastas, arroz, galletas, harinas, granos y almidones, e incrementar el consumo de proteínas y grasas. La teoría es que al hacer esto, al cuerpo no le queda más remedio que quemar la grasa por lo que se pierde peso.

Pero debemos de recordar que el objetivo de todo plan de control de peso no debe de basarse simplemente en verse más esbelto si no buscar un plan que lleve a un estilo de vida saludable en el que además de bajar de peso traiga beneficios para nuestra salud a largo plazo y de esta forma reducir los riesgos de enfermedades.

Debido a esto debemos de evitar las dietas que limitan drásticamente ciertos macronutrientes, ya que como todo sistema nuestro cuerpo necesita de un equilibrio.

Una dieta muy baja en carbohidratos y alta en grasas puede causar estreñimiento, diarrea, dolor de cabeza, mal aliento y cetosis, o sea un aumento de los niveles de cetonas en el cuerpo.

Estas cetonas son un producto del metabolismo de las grasas que indica que nuestro cuerpo esta quemando grasa en vez de azucares para obtener energía.

Riesgos de eliminar los carbohidratos de la dieta

Ya que se incita el consumo de carnes y grasas saturadas aumenta el riesgo de desarrollar enfermedades cardíacas, niveles de colesterol elevados, obesidad y algunos tipos de cáncer.

Si consumes demasiadas proteínas le haces un gran daño a tu hígado y riñones, aún mayor riesgo para los que sufren diabetes.

Cuando reduces los carbohidratos tu cuerpo se deshidrata, se reduce el almacenamiento de proteínas por lo que la pérdida de peso es debido a músculo y agua.

Es importante que incluyamos en nuestra dieta carbohidratos, estos aportan energía y nuestro corazón y cerebro no pueden utilizar otra fuente de energía que no sea la glucosa.

Sin embargo, también debemos evitar el abuso en el consumo de harinas y azucares, especialmente los contenidos en productos de pastelería, golosinas y bebidas azucaradas.

Además los carbohidratos aportan fibra, especialmente las frutas, los vegetales y los cereales integrales. La fibra insoluble (que se encuentra en el salvado, cereales enteros, semillas, y la piel de fruta y verduras) puede ayudar a incrementar la sensación de saciedad y a combatir el estreñimiento.

La fibra soluble (que se encuentra en frijoles, avena integral, cebada, manzanas, cítricos y papas) tiene beneficios importantes para el corazón, en especial para conseguir unos niveles adecuados de colesterol.

Otro punto a recordar es que subimos o bajamos de peso debido a la cantidad de calorías consumidas, no importando de qué fuente provengan y si lo que queremos es llegar a tener un peso saludable lo que debemos de hacer es llevar una dieta balanceada que nos aporte las calorías y nutrientes que necesitamos de acuerdo a nuestra edad, género y activad.

Fuente: midieta

A mi pequeña hermana

Hola, igual se te hace raro que te escriba.

No lo hago para molestarte, como pensarás que lo hago cada vez que te escribo, que en realidad nunca es mi intención.

Pero comprendo que así lo creas. En realidad muy seguido me acuerdo de ti, como no hacerlo si nunca dejarás de ser de las personas que mas amo y ahora a quien mas extraño.

He tratado de ser fuerte y creo que lo he conseguido. Pero es imposible ir en contra de mis sentimientos y la verdad me haces mucha falta.

Creo que siempre me harás mucha falta, hagas lo que hagas. Siempre serás y fuiste indispensable en mi vida, ya no te reprocho que yo lo haya dejado de ser en la tuya.

De hecho a veces me pregunto, como se le hace para ser capaz de desentenderse de lo que importa y olvidar, como si nada hubiera existido.

Tú debes saberlo y te agradecería que me lo explicaras.

Como de la noche a la mañana, has olvidado la infinidad de cosas que vivimos juntas, cuando éramos tan tontas y tan inteligentes a la vez.

Las veces que lloramos, reímos, nos cuidamos, nos defendimos, platicamos, soñamos, divagamos, y hacíamos todo la una por la otra.

Siempre me dio mucho miedo comenzar a madurar antes que tú, creí que así estaba bien y le pedía a la vida que nunca permitiera que me vieras extraña y me perdieras la confianza, tal vez sin querer como un estorbo en tu vida, solo para que de repente descubriéramos que éramos tan distintas.

Porque creía que era suficiente el amor que nos teníamos para seguir siendo inseparables, la verdad hoy ya no comprendo nada. Solamente programo mi mente, a que debo seguir adelante sin permitir que pensamientos y situaciones tan difíciles, como el que te hayas ido, me detengan y hundan nuevamente.

Lo único que me falta hoy para ser completamente feliz, creo que eres tú.

Y es gran cosa, porque tú eras mi motorcito bebé. Y si yo te amo así, deberías de imaginar el amor igual o más inmenso de mi mami, a quien le has hecho mucho daño y todavía llora porque no te tiene.

¿Qué hacer? Tú decidiste vivir así, creo que nadie te obliga.

No se bajo que circunstancias dejas lo único real, sincero, incondicional y tan tuyo, que es tu familia, a cambio de no se que cosas que te atan a una vida que no mereces.

Porque sigo pensando que eres un gran ser humano, desperdiciado en una vida tan superficial y vacía que tú le llamas mía y celas tanto.

Le pido mucho a Dios por ti, que si no te regresa con nosotros, al menos te cuide y guíe lo mejor posible tu camino.

Que el día que abras los ojos y te encuentres acompañada, pero tan sola, te de fuerzas para poder levantarte.

Yo ya te perdoné, no podría desearte nada malo. Ni siquiera al lado de gente, por la que sí siento muchas cosas raras, que ni siquiera vale la pena que se conviertan en rencores.

Porque no tengo duda, la que vida es muy justa y al final siempre, bueno o malo, pero quedamos con lo que merecemos.

Cuídate, planea lo que haces de tu vida, por muy difícil que eso sea, cuando hiciste las cosas tan mal.

No te olvides de Dios ni de nosotros. No hables más de la cuenta, ni conviertas tu boca solo en mentiras y cosas irreales.

No le hagas frente a una vida que todavía te asusta y apóyate en el brazo de quienes te amamos y te queremos ver feliz.

Te amo y te extraño.

Colaboración Anónima

Jóvenes de Hollywood muy demacrados

Aunque no pasan de los 30 años, estas famosas han generado comentarios por las huellas que el paso del tiempo ya dejo en ellas

CIUDAD DE MÉXICO.- A pesar de que son jóvenes, bellas y famosas, estas mujeres han resentido los estragos del tiempo, el cansancio y del estilo de vida que llevan y que se refleja en su físico.

No tienen más de 30 años, pero algunas imágenes en las que han sido captadas no han mostrado su lado más favorecedor.

Tal como ocurrió con Mischa Barton, quien a sus 23 años, alarmó al aparecer en París con varios kilos de menos y con un rostro cadavérico, pues la piel se le veía pegada a los pómulos.

Ya hace tiempo Barton había causado bastante revuelo luego de ser captada tomando el sol en bikini pero con excesiva celulitis. (Ver galería de famosas con celulitis).

Lindsay Lohan es otra de las jóvenes celebridades de la farándula que ha dado de qué hablar últimamente más por su aspecto que por su trabajo. Y es que la joven de 22 años ha experimentado una evidente pérdida de peso, por lo que algunos se preguntan a dónde se fueron sus curvas.

En varias ocasiones, Lohan ha sido captada con una figura excesivamente esbelta y se dice que la actriz está sometida a una estricta dieta, pues está obsesionada con su figura.

Aunque ya ha recuperado la sexy figura con la que le asoció hace años, en fechas recientes su aspecto preocupó, pues para mantenerse en forma se sometió a una dieta que le causó incluso insomnio, ansiedad, etapas de euforia y espasmos.

¿Que se pongan la ropa?

Y aunque Amy Winehouse, de 25 años, ha ganado peso en los últimos tiempos, ella ha dado de qué hablar por "lucir de más" su cuerpo y es que no a muchas personas les agradó ver a la cantante británica bailando semidesnuda y tomando el sol en el Caribe en topless.

Otra famosa, aunque ella sí ya en los 30, que no ha generado buenos comentarios por su aspecto es Katie Holmes. La esposa de Tom Cruise "lució" en Brasil un escote que más que atraerle admiradores, le dejó críticas por lo delgada que se ve.

Tiempo antes, la misma Holmes había sido captada con el rostro bastante demacrado a la salida de su departamento en Nueva York.

Fuente: http://www.informador.com.mx/

Sobre el contenido de este blog

Los comentarios publicados en este sitio expresan sólo la opinión de su autor, quien será el único responsable de los mismos. La publicación de cualquier comentario no supone en absoluto la conformidad del responsable de este sitio con su contenido. Como norma general, en este sitio no se publican comentarios que incluyan datos personales, ni direcciones de correo, ni ninguna otra forma de establecer contactos privados o comerciales, así como comentarios que no aportan nada, fuera de tema o que no se ajustan a la netiqueta, la ortografía o la educación.